La Lamprea

Hace 400 millones de años, mucho antes de la aparición de los dinosaurios la lamprea ya habitaba en el océano, desde entonces, cada años entre abril y junio sobre el fondo del niño, miles de pequeños huevos de lamprea inician su ciclo de vida.

Dos semanas después del desove, se transforman en lavas. Tras esta etapa se produce su primera metaformosis, sus ojos comienzan a ver y su boca desenvuelve el disco oral. Aquí prepara su viaje al mar.  

Durante dos años y medio viven en el océano parasitando salmones, delfines…

Una vez alcanzada la madurez sexual, retornan al Miño donde nacieron. Mientras ascienden por el rio sufren una nueva transformación y dejan de alimentarse, atrofiándose su instinto y van perdiendo visión.

Van buscando un lugar  adecuado para e desove, ocultándose durante el día y avanzando durante la noche.

Entre abril y junio construyen su nido  y moviendo con su boca piedras de haste 1 kg.

En cada nido las femias ponen huevos que fecundados por un macho darán paso a una nueva regeneración.

Asegurada la continuidad de la especie, agotan sus últimas fuerzas y finalizan su ciclo de vida.

Socioeconómicamente, la pesca de la lamprea presenta unas características totalmente artesanales, lo que hace que sea una pesca sostenible y respetuosa con el entorno fluvial del Miño.

Arbo, se puede decir, que es la capital mundial de la Lamprea. No existe constancia de otro pueblo en el mundo que tenga una tradición tan antigua y arraigada alrredor de este pez prehistórico y misterioso.

Se celebra aquí en Arbo y como reina la segunda fiesta gastronómica mas antigua de toda Galicia.

Es tan importante la Lamprea para nuestros vecinos y los restauradores, que aquí se cocina al estilo Arbo, y es por su sabor, su textura y su forma de preparación, junto a los secretos de los cocineros de los restaurantes arvenses, lo que hace  que año tras año peregrinen los turista de toda Galicia y de muchas partes de España y de nuestro país vecino Portugal a estas tierras para  para saborear este manjar delicioso.

Aseguran los historiadores, que en el tiempo de la roma imperial  los cesares, se hacían llevar lampreas vivas desde la zona de Arbo a la soleada Italia para, posteriormente , conservarlas en viveros hasta el momento de ser preparadas y servidas a la mesa.

 Es que entre toda la buena y cuidada gastronomía que Arbo puede ofrecer a los visitantes, hay un manjar para que destaca con nombre propio entre tdos los demás: La Lamprea, siendo la zona estrella para catarla.

Las formas de degustar este preciado manjar es al Estilo Arbo o en su propia sangre o ahumada que se cocina asada, empanada, rebozada o  con fideos.

Gastronómicamente, la lamprea es un manjar que a día de hoy constituye objeto de culto para expertos culinarios.

Desde hace cincuenta y cinco años el ayuntamiento de Arbo homenajea este preciado manjar con la celebración de la Fiesta de la Lamprea, la cual tiene cita cada año el cuarto domingo de abril, así como, desde hace unos veinte años se celebra la Fiesta de la Lamprea Seca la primera quincena de agosto.


© Concello de Arbo

Plaza Consistorio, 1, 36430 Arbo, Pontevedra

Teléfono contacto: 986 665 000 Fax: 986 665 011